Crisis virtual, crisis gremial y crisis legal en el CARD.

San Juan, RD
Por: Leandro Ortiz 


Para los abogados Diego José Garcia, Pedro Domínguez Brito veo, Neftaliz entre otros connotados profesionales del derecho y para todos los profesionales de la Abogacía nacional que aman y defienden la profesión.

Nos satisface mucho que personas de la categoría y nivel de compromisos con el ejercicio idóneo del derecho, como  estos abogados, directivos y gremialista de tradición, se preocupen y ocupen parte de su preciado tiempo para la defensa de la buena marcha de la profesión, uno de los temas fundamentales que deberá abordar con propiedad el Congreso del Colegio Dominicano de Abogados (Card) que convoquen  próximamente y continúen esa lucha por considerarla nociva y perniciosa a la transparencia del gremio en lo relativo a elegir de forma satisfactoria y democrática a sus autoridades. 

El ejercicio de la profesión por parte de personas que no son profesionales del derecho, titulados, sólo "Gremialista" las comillas, y que no le duele el gremio, sí le mueve otro interés,algo que siempre ha preocupado a una parte importante del sector de los abogados  nacional. 

Especialmente, a quienes les importa el ejercicio ético y con profesionalismo de la profesión.También ha sido objeto de preocupación y ocupación históricamente del Colegio de Abogados y sectores sensatos de la Sociedad Dominicana.

Pero una cosa son los deseos y otra la realidad de nuestro marco jurídico, es decir, la ley de colegiación Núm.3/19, rechaza ese tipo de actuación y de celebración de elecciones amañadas y contrario a la misma.

La referida ley, tiene fortalezas irrenunciables, pero a la vez, posee grandes debilidades.Y, justo, una de sus grandes dificultades es que no es obligatorio pertenecer al Colegios de Abogados para ejercer la profesión y de celebrarse así las elecciones virtuales muchos se irían de ésta organización de marra, por no tener legitimidad, contrario como ocurre con los demás colegios profesionales (CODIA, CMD,etre otros ), tampoco se exige por ley que para ejercer el derecho se debe ser profesional del área.

Igualnente, tampoco existe nada que impida a los jueces y actores del Sistema Judicial, recibir la calidad de los abogados a personas que quieran hacerse representar por un abogado que entienda debe apagarse al principio de libertad de asociación y colegiatura. 

Esa realidad no nos impedirá  actuar con la determinación deseada frente a las debilidades mencionadas y desatino como el que pretende Surun Hernández de celebrar de forma amañadas elecciones. 

Justo, la actual directiva venció su período y ha querido, contrario a la ley permanecer sin darle cumplimiento a la misma, ni tener la más mínima intención de que las seccionales administren sus recursos como la ley 3/19  asi lo dispone.

 Aprovechamos para invitar a todos los colegas a participar denunciando ante la UIBA  y los órganos de Abogados internacionales, así como a las autoridades actuales y las entrantes a que deslegitimen está acción y hagan caso omiso a cualquier representación que ellos pretendan hacer en nombre de los abogados.

 La misma, es preparar un proyecto que recoja la actualidad y modernidad de los abogados de hoy, y mañana preocupado por la situación, para que haya mayor control de la profesión y también, mayor efectividad en el pago del %  y los recursos al CARD como lo establece la propia ley.

En cuanto a los supuestos "usurpadores del gremio "  que pretenden permanecer en el  CAARD, hay que decir, que el legislador protegió e institucionalizó más aún nuestro Colegio de Abogados y ellos nada han hecho, pero no les duele a muchos por que no han ejercido el derecho y ni vivían del ejercicio alterno o contínuo, cuando dió la ley el mandato de que papel debe desempeñar el abogado al mometo de promulgarse dicha ley.

Realmente, es un asunto más que de dejadez de la directiva del gremio, que  una limitación de la propia ley, lo que nos lleva a entender que sus intenciones no son buenas ni protegen a los abogados, y a eso debemos comprometernos todos para que sus desmedido propósitos de la actual directiva no se le dé. 

Todo eso ha contribuido a  deteriorar el buen nombre del abogado, su prestigio profesional y social. Sin dejar de reconocer que profesioales del derecho los hay ahí pero no se ni me imagino a que coinciden, también, pero ojalas sean los mejores  exponentes de un ejercicio responsable y ético. Los abogados le juzgarán en la dimensión que le corresponde. 

Exhortamos a unirnos para presentar un plan de acción que le dé cumplimiento a la ley que ellos mismos crearon y estan irrespetando, que dignifique la profesión de abogsdo, que tanto amamos .

Leandro Ortiz de la Rosa Abogado y Periodista.

Related

NACIONALES 8627685496345264907

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon

PÚBLICIDAD

Públicidad

PUBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

PÚBLICIDAD

Publicidad

Publicidad

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD
item